CONCENTRACIÓN VS DISPERSIÓN

31 octubre, 2020 0 No tags 0

Hoy en día solo nueve especies de plantas representan el 66% de la producción total de cultivos. Lo curioso: a lo largo de la historia, hemos cultivados más de 6.000 especies para conseguir alimentarnos.

La concentración, a priori hace que todo sea muy eficiente. Se estandarizan cultivos, procesos, procedimientos, clientes, proveedores… El problema: concentramos el riesgo de forma salvaje. Si alguno de estos cultivos cae, asegura el hambre a millones de personas. Ahora cambia el sector primario de la agricultura, por el sector terciario financiero. Piensa por ejemplo en los bancos.

Más aquí:

PUNTO DE MAXIMO ESFUERZO

17 octubre, 2020 0 No tags 0

El descubrimiento de una oportunidad -a ser posible real- debe definir el punto de máximo esfuerzo. Es el sistema de prueba error el que termina por identificar oportunidades reales. Son nuestros escasos recursos los que determinan si de verdad podemos explotar esa oportunidad. Las oportunidades que solo existen sobre el papel son teoría, laboratorio, aula, humo.

El punto de máximo esfuerzo implica combinar una serie de procesos y procedimientos que movilicen el saber hacer de nuestra organización para conseguir los objetivos propuestos. Tenemos que encontrar la combinación de herramientas y esfuerzo adecuada para cada producto.

  • Identificar necesidad/oportunidad real.
  • Desarrollo de producto.
  • Asignación de precio y cantidades necesarias -estudio de rendimiento-.
  • Comunicación.
  • Distribución.
  • Sistema de gestión -> COORDINACION de todo lo anterior.

LO QUE FUNCIONA

3 octubre, 2020 0 No tags 0

Lo que funciona lo hace por algo. Que no entendamos o podamos ver ese algo, no es relevante. Lanzamos un producto que comienza a funcionar, pero seguro que no hemos invertido miles de millones, ni decenas de años en estudiar el mercado (entre otras cosas porque los gustos y formas de pensar y hacer cambian rápido, y además no tenemos tantos recursos). Existe una parte de opacidad que es intrínseca a la realidad que nos rodea.

Como ya he comentado, algo que funciona lo hace por algo, lo que es seguro: está cubriendo una necesidad de alguien, y lo hace adaptado al entorno y es capaz de generar beneficio. La idea más sencilla, y en apariencia estúpida, puede funcionar. Digo en apariencia, porque si funciona, de estúpida no tiene nada. Muchas veces, no es necesario generar enrevesados modelos de negocio.

Establecer estrategias con líneas de actuación claras y directas. Esto genera que la capa operacional disponga de márgenes amplios de libertad para tomar decisiones según cambie el entorno. Lo que genera una mejor adaptación al medio y adaptarse a las necesidades del mercado al que se pretende servir.