Generando nuevas oportunidades

14 febrero, 2015 0 No tags 0

Debemos buscar la forma de romper la linealidad que existe en nuestro desarrollo profesional, en nuestra vida, y en nuestros negocios. Debemos encontrar la forma de realizar apuestas asimétricas que nos puedan beneficiar de sucesos no comunes, que se repitan con poca frecuencia, pero que den lugar a suculentas ganancias cuando ocurren.

Pensemos en un programador. Este perfil profesional me puede servir para describir diversas naturalezas según las decisiones que tome la persona.

Naturaleza simétrica: Si la persona tiene una mentalidad del tipo fabrica: trabajo ocho horas cada día, me pagan a final de mes y todos tan contentos. Esta persona tiene grandes probabilidades de llevar una vida de corte lineal sin grandes sobresaltos. De tal forma que al final de su vida laboral (y con permiso de los cisnes negros que puedan aparecer en forma de despido) se jubilara con su pensión más o menos modesta. Que tal y como andan las cosas será más modesta que otra cosa.

Naturaleza Mixta (por llamarla de alguna forma): Si la persona tiene una mentalidad del tipo fabrica: trabajo ocho horas cada día, me pagan a final de mes, pero quiero algo más. Y por eso desarrollo programas informáticos por mi cuenta.  Este tipo de persona a pesar de llevar una vida y profesión de tipo lineal, busca la no linealidad desarrollando programas por su cuenta. Con cada una de esas aplicaciones que desarrolla, incrementa las probabilidades de que alguna de ellas sea un éxito que le proporcione algunos beneficios extra (o muchos y se pueda jubilar con el riñón bien cubierto).

Naturaleza asimétrica: Si la persona tiene una mentalidad del tipo creativo: no trabajo para nadie y me dedico a investigar posibilidades para desarrollar aplicaciones rompedoras. La diferencia con el anterior reside en que el tiempo que va a tener para juguetear con nuevas posibilidades, es mayor que el programador que tiene que trabajar todos los días 8 horas en un trabajo lineal del tipo “seguro”. Esto es lo que le va a permitir sumar más probabilidades para que alguna de sus aplicaciones tenga un éxito salvaje. También un mayor riesgo de terminar sus días sin tener nada que llevarse a la boca, si finalmente ninguno de sus desarrollos triunfa.

Podemos hablar de apuestas cuando estamos jugando al poker: un juego en el que conocemos las reglas (porque existen) y las probabilidades de conseguir combinaciones ganadoras. En la vida real donde las reglas que existen (leyes) se las puede saltar cualquiera y las variables que entran en juego a la hora de tomar decisiones son enormes, mejor hablar de exponernos a…

En resumen: Habla de probabilidad si juegas al poker. Habla de exposición si estas en la vida real, donde no conoces (ni controlas) todas las variables, ni las reglas.

0

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *